Skip to content

Vía Libre

1 mayo, 2010
SI SOY TAN INSIGNIFICANTE, SEÑOR CHAGOYA, ¿POR QUÉ ME CONTESTA?

Crispín Garrido Mancilla

ESTO FUE LO QUE ESCRIBÍ, en este mismo espacio, el 26 de abril:

DESPUÉS DE SU PASO por Olmeca TV, Diario Notisur y Veracruzanos.Info, medios en los que se hace un importante esfuerzo por hacer periodismo profesional, César Vázquez Chagoya recaló a lo que sabe hacer mejor: servir al sistema desde su reducto político-periodístico… Si no, de qué otra forma podría mantener durante varios días campamentos (los he visto por lo menos en Xalapa y Coatzacoalcos) en los que se retoma constantemente la cita de Lydia Cacho, en su libro “Los demonios del Edén”, donde describe el presunto delito de pederastia por parte del hoy candidato del PAN a gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares…

Digo que sirve al sistema como una presunción personal, basada en el sentido común, ya que en el caso de Coatzacoalcos, tuvo ayer dinero para rentar una decena de camiones urbanos para acarrear a marchistas contra Yunes Linares, que recorrieron algunas calles y finalmente pasaron por el parque Independencia, del lado de Carranza, para subirse a los camiones e irse, como si no quisieran ser vistos…

Transportar una sola persona cuesta dinero, movilizar a decenas mucho más… Y César Vázquez Chagoya no tiene dinero, puesto que a mi compañera Denisse Carrión Córdova y a mí nos quedó a deber una quincena de sueldo cuando trabajamos para él y nunca nos “pudo” pagar, a menos que a juicio del señor paladín de la justicia, las deudas contraídas tengan una fecha de caducidad y a partir de ahí ya no se deba nada… Si no hubiera dado su palabra de que pagaría, la burla ya se habría olvidado…

Y ÉSTA FUE LA RESPUESTA DE César Vázquez Chagoya, quien desde las alturas destila su soberbia, similar a aquella que critica en otros (dejo su redacción; que esta vez no pasó por corrección):

“Generalmente no me ocupo de las situaciones ni de las personas que no tienen la menor importancia, pero haremos una excepciòn por tratarse en este caso de un mediocre “excepcional”, un mediocre que ha hecho suficientes méritos para que le dedique unas lìneas, desde luego las ùltimas que de esta pluma pueden salir. A partir de esta fecha el señor Crispìn Garrido Mancilla deberà buscar a otro periodista que le haga el favor de mencionarlo y darle unas pinceladas a su girsacea vida.

“Desde hace varios meses, Crispin viene diciendo que yo lo contraté para la agencia veracruzanos.info y que con ello le pedì que dejara otros proyectos, enredado en su propia medianìa el señor Crispìn no se entiende ni el mismo en su reclamo, pero en fìn. Sigue diciendo Garrido que casi casi le arruinè su vida profesional y que me llevè en mi “maldad” a su mujer Denise Carriòn, con quien nunca he cruzado palabra por cierto.

“Yo recuerdo que le dije a crispin que habrìa oportunidad de colaborar en la agencia veracruzanos.info pero nunca le dije que fincara su proyecto de vida en este proyecto ni que dejara otras oportunidades de trabajo que supuestamente ya tenìa, sobre el asunto economico siempre le señalè que eso lo arreglara con el arquitecto Marco Anaya quien es el admisnistrador de varias empresas editoriales a las que prestamos nuestros servicios por varios meses.

“El problema fue que crispin nunca se arreglò ni siquiera en Notisur en donde era evidente que no requerìan de sus servicios por su poca presencia, su escasa aportaciòn al periodismo y su tendencia a conflictuar todo.Un buen dia crispin decidiò ya no ir a Notisur, de por sì ya no lo querìan, al verse descobijado buscò sus propios justificantes y yo le servì de verdugo, no me importa que diga ni que piense el crispin, no soy sicologo ni asesor espiritual, èl sabrà como sale de sus conflictos de personalidad. En verdad un hombre extraño el crispin, crispacho como lo llama un viejo amigo que le emitió varios mensajes de una antigua afrenta salpicada de tòrridos encuentros allende las fronteras.

“Sea hombrecito por una vez en su vida Crispin, deje de lloriquear su mala suerte, usted es el ùnico culpable de su pobre vida, salga de abajo de las faldas de su mujer y enfrente su realidad, no busque más culpables de sus problemas, haga como el reyecito enano, una mañana mìrese al espejo y ahi encontrará al ùnico responsable de sus infortunios.

“saludos y estoy a tus òrdenes…Cèsar Augusto Vazquez Chagoya”.

ÉSTE ES EL VERDADERO CÉSAR Vázquez Chagoya, quien un día me invitó vía telefónica a colaborar con él en el proyecto Notisur y nos reunimos e hicimos acuerdo sobre carga de trabajo y salario en el restaurant Sanborns de Plaza Forum, en Coatzacoalcos, reunión en la que estuvo también Denisse Carrión Córdova (con quien Vázquez Chagoya dice no haber cruzado palabra), quien a la vez que es mi esposa es también periodista y con quien hemos trabajado juntos en diversos proyectos desde 1996, tanto de radio como editoriales, y actualmente somos socios y compañeros en Coatza Digital, periódico virtual al que Vázquez Chagoya conoce muy bien…

Yo no hice ningún acuerdo salarial con nadie más que no fuera César Vázquez Chagoya, en su calidad de director general, y durante el tiempo en que trabajé en Notisur no tuve ningún problema para cobrar mi sueldo por parte de la empresa, razón por la cual confié en el ofrecimiento de Vázquez Chagoya de dejar el diario para sumarme a Veracruzanos.info, parte del mismo grupo editorial, del que supuestamente él se haría cargo…

Primero, Vázquez Chagoya no nos cumplió, porque el acuerdo sería que iríamos Denisse Carrión y yo, lo cual él convenientemente ha olvidado, y luego, desde hace tiempo ya, quedó fuera del proyecto, aunque sólo vea la mediocridad en el ojo ajeno… Si los planes no le resultaron, habría bastado un par de palabras honestas y no la promesa de que “todos saben que yo siempre pago, aunque me tarde”, que me hizo tiempo después en la ensambladora de tractores Foton, en el recinto portuario de Coatzacoalcos, plática que, por supuesto, también olvidó…

Señor César Vázquez Chagoya: El hecho de que nos haya quedado a deber una quincena a cada uno no afecta nuestro proyecto de vida… Tenemos muchas cosas de las cuales dar gracias a Dios… Es más, quédese ese dinero, que de cualquier manera no nos lo iba a pagar… El reclamo es por la burla hacia personas que confiamos en su palabra y en un momento llegamos a sentir aprecio por usted… Y fue sólo un reclamo salarial, no personal, como usted lo revira…

Lo que sí lamento, don César, es que en su empeño por denigrarme para incumplir un acuerdo en el que usted dio su palabra más de una vez, se apoye en datos difamatorios que se encuentran debidamente denunciados ante la Procuraduría General de la República, con sobradas pruebas de que son falsos, y donde la principal línea de investigación por su presunta autoría apunta hacia un sujeto que lleva uno de sus apellidos y a quien usted llama “un viejo amigo”…

Por cierto, don César, yo no busco que los periodistas hablen de mí… Sólo creo que en este trabajo muchas veces se arriesga la integridad por defender los derechos de los demás y no veo por qué no defender los de nosotros… Hay quienes no tienen la forma o el valor de defenderse y son pisoteados… Yo no creo que deba ser así…

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: